Foto: Portal Iglesias

Parecía que el tramo final de la temporada sería un conteo regresivo hacia el ascenso del Ardoi a la Liga Femenina. Sin embargo, la disputa de los últimos partidos aplazados ha cambiado completamente la tabla, otorgando el primer puesto al Zamarat, que a partir de ese momento depende únicamente de sus propios resultados.

El Zamarat aprovechó su enfrentamiento directo con el Osés Ardoi, en partido aplazado de la jornada 21 para arrebatarle el primer puesto en la tabla a las navarras (66-58). Este cambio en la clasificación ahora brindaba una oportunidad histórica a las dirigidas por Ricardo Vasconcelos, quienes desaprovecharon en esta última jornada la oportunidad de distanciar al Ardoi, pero no pudo ser.

El equipo zamorano inició su defensa del primer puesto ante uno de los rivales más peligrosos en esta fase final del curso, el Alcobendas, Zamarat desperdiciaba la oportunidad (62-67). Sin embargo Ardoi tampoco aprovechó el pinchazo de las naranjas y también cayeron (53-64) ante Estepona, próximo rival del Zamarat y que ahora acumula siete victorias seguidas.

De tal manera que, con el ascenso directo en juego, ni el Zamarat ni el Osés Ardoi pudieron sumar victorias en sus respectivos encuentros. Ambos líderes fueron sorprendidos por el buen momento del Alcobendas y el Estepona, cediendo así una parte de las opciones de ascenso a La Cordà de Paterna, que no falló en su partido, terceras a una victoria de los dos primeros equipos clasificados.

Por delante queda dos jornadas de infarto, Zamarat tiene una complicadísima salida ante Estepona (5º puesto), cerrando la liga regular ante el colista Mataró, en casa.

Mientras Ardoi viaja a casa de Mataró este fin de semana y recibe al Unicaja (12º), sobre el papel partidos más sencillos que los del equipo naranja.

Paterna, recibirá al penúltimo, Lima Barcelona y viajará a la cancha de Joventut (4º).

Hay varias combinaciones, la más sencilla es que si Zamarat gana sus dos encuentros ascenderá a Liga Femenina.