Foto: @VRAC

La Comisión Delegada de la Federación Española de Rugby aprobó a última hora del jueves 30 de abril la finalización de la División de Honor 2019/2020, tal y como había solicitado la Liga Nacional de Rugby el pasado 20 de marzo.

Su decisión, además, es la de proclamar al VRAC Quesos Entrepinares como campeón de la competición en la citada temporada por su condición de primer clasificado en el momento de la interrupción, habiéndose disputado entonces 17 jornadas de la fase regular, restando cinco para su conclusión. De esas 17 jornadas, el VRAC ha sido líder en 10 de ellas.

Será, sin duda, el título de Liga más amargo de lo 10 conseguidos por el Valladolid Rugby Asociación Club en sus 34 años de historia. La COVID-19 y sus consecuencias en nuestro país y en el mundo hacen que no quepa la palabra alegría o celebración.

El deseo del VRAC era el de ganar este trofeo sobre el césped de Pepe Rojo y cerrando además la fase regular en primera posición, una prioridad que la entidad ha tenido siempre durante los últimos años, en los que ha intentado liderar jornada tras jornada la clasificación por expreso deseo de directiva y cuerpo técnico. Una constancia que tampoco sería posible sin aficionados, patrocinadores y todos los que forman el VRAC. Desde hace semanas, el Quesos Entrepinares trabaja para que así sea también en la temporada 2020/2021.

El VRAC desea, en un plano deportivo, trasladar su ánimo a Hernani CRE por el descenso y su felicitación a Getxo RT por su regreso a la División de Honor.