@atlvalladolid

El Atlético Valladolid vence a Alcobendas por 27-38, cierra un final de temporada espectacular y consigue la mejor clasificación de su historia en ASOBAL.

El equipo castellano y leonés comenzó el partido con dudas en defensa, viéndose superado por el ataque madrileño, pero Carlos Calle conseguía anular las ganas de los locales con paradas de mérito.

Conforme pasaban los minutos, los nuestros se entonaron en ataque. Alcobendas no sabía cómo parar el caudal ofensivo que mostraban los Gladiadores Azules, que gracias al buen hacer en la dirección de Adrián, sumaban goles con facilidad para irse al descanso 13-20.

En la reanudación, los chicos de David Pisonero continuaron abriendo la brecha. Los extremos derechos brillaban con luz propia, Serrano y Manuel conseguían cuatro dianas cada uno. Dani Pérez se retiraba lesionado por un esguince de tobillo, y Turrado se colocaba en el extremo izquierdo.

Los hermanos Miguel y Álvaro sumaron más minutos en este último partido de temporada, los canteranos pudieron conseguir varios tantos para demostrar que el futuro de este Atlético Valladolid está a buen recaudo.

27- Alcobendas: Patotsky (Torres); Santiago (6), Admir (2), Mikel, De la Rubia (2), Boyarizo (2), Velasco (5), Ortega (1), Corral, Crespo, Gimeno (2), Villoria (2), Asier (1), Stefan (1).

38- Atlético Valladolid: Calle (1) (César); Dani Pérez, Roberto, Río (3), Adrián (6), Camino (2), Serrano (4), Manuel (4), Nico (1), Serdio (1), Turrado, Víctor (6), Manuel, Álvaro (5), Miguel (2), Héctor (3)