Foto: @cdzamarat

El malagueño Vicente González será el nuevo entrenador del Caja Rural de Zamora esta temporada. El técnico andaluz, con una brillante trayectoria a sus espaldas y más de treinta años de experiencia, es el elegido para llevar a buen puerto la nave aurinegra en esta más que previsible complicada campaña.

Las últimas cuatro temporadas ha sido el entrenador del conjunto gaditano del OhTels ULB encuadrado en el Grupo D de la liga EBA con el que ha obtenido dos títulos de campeón y dos de subcampeón caracterizándose por su excelente labor con jóvenes talentos.

En su extenso currículo destacan los campeonatos de España obtenidos con el equipo cadete de Unicaja Málaga en 2001 y de la categoría junior en la temporada 2007/08 siendo también subdirector de cantera del conjunto andaluz durante todo ese periodo, acumulando una buena cosecha de títulos a nivel provincial, regional y nacional con las categorías inferiores del conjunto blanquiverde.

En 2003 compagino su cargo con el de entrenador ayudante en ACB al lado del actual seleccionador nacional Sergio Scariolo.

En la temporada 2008/09 inicia su periplo como entrenador ayudante del Estela cántabro para posteriormente cruzar nuestras fronteras y asentarse varias temporadas en el baloncesto luso donde dirige al Terceira Basket y al Maia Basket Portugal de la LPB (1ª División portuguesa)

Tras un breve receso por problemas de salud volvió a la liga española donde ha continuado su brillante labor en el conjunto linense, con el que ha alcanzado unos magníficos resultados.

Hay que destacar igualmente que ha sido director deportivo de prestigiosos campus tanto en España como en Italia y Portugal.

Vicente se define como un entrenador muy metódico, trabajador y enamorado de su profesión.

Le encanta trabajar con jugadores jóvenes a los que sacarles el mayor rendimiento posible a base de tesón y constancia.

Cuando se le propuso la idea de sumarse al nuevo proyecto que nace de la unión del Zamarat y del Virgen de la Concha acogió con una gran predisposición el planteamiento y pese a la austeridad y bajo presupuesto del que se dispone, no tardó demasiado en decidirse para afrontar una nueva etapa en su carrera.

Confía en aportar su experiencia y buen hacer a un proyecto cargado de ilusión que espera convertir en realidad su crecimiento, asentándose en la categoría en una temporada incierta por la pandemia. El conocimiento de la competición y los resultados logrados en las últimas campañas son uno de sus mayores avales de cara a afrontar la campaña venidera.

Promete trabajo, trabajo y trabajo y desde ahí optar a los mayores logros posibles, sabedor de la complejidad que supone una plantilla nueva, que se presupone muy joven. Pero eso no será más que un reto para el nuevo técnico zamorano que presenta unas excelentes credenciales y está reconocido como uno de los entrenadores de mayor prestigio en los círculos del baloncesto nacional de formación.

Además de su labor con la primera plantilla, compaginará sus funciones con el trabajo en equipos de base y aportando sus conocimientos en la toma de decisiones a nivel deportivo de la nueva estructura.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter