Llega a las islas un Numancia lanzado, tras cosechar sus dos primeras victorias en Los Pajaritos, y situarse a las puertas de los puestos de promoción de ascenso. Los sorianos únicamente han logrado empates en sus salidas hasta la fecha. La estadística sólo da una victoria del Numancia en una decena de enfrentamientos en Las Palmas.

Por su parte el cuadro local, en las tres últimas jornadas sólo ha cosechado un empate en casa (0-0), y no gana ningún partido desde la sexta jornada al Málaga (1-0). En Canarias se vive el partido como «una final», se apunta a que una derrota sería fatal para los canarios, la presión con la que vive el partido el equipo local, debe ser aprovechada por los sorianos con la moral y confianza por las nubes. Juan Carlos lleva tres partidios sin encajar un gol, lo que supone que el portero del Numancia acumula 273 minutos sin ser batido.

El técnico soriano López Garai, ha manifestado, «que hay que tener tranquilidad, ni antes éramos un equipo sin rumbo, ni ahora somos la « repera »; debemos buscar el equilibrio«. También ha querido quitar dramatismo al partido del sábado, «que ganemos no nos asegura estar en la parte alta toda la temporada, y si perdemos tampoco quiere decir que estemos en el pozo». El equipo de Soria tiene las bajas seguras de Dani Nieto, Unai Medina y Carlos Gutiérrez y la duda de última hora de Luis Varcarce, que ha notado molestias en el último entrenamiento.

El encuentro se disputa el sábado a las 18h. en el estadio de gran Canaria.