El Río Duero Voleibol ha tenido este detalle con las personas que protagonizaron aquella gesta: todas ellas de Soria, todas ellas surgidas del Colegio San José.

El Centro Cultural Gaya Nuño ha acogió el homenaje que ha querido rendirle el Río Duero Voleibol a aquellas personas que protagonizaron el ascenso del San José de Soria a la División de Honor, la actual Superliga.

Aquello sucedió en marzo de 1988 en la localidad valenciana de Játiva, y desde entonces el voleibol soriano se mantiene en lo más alto, con unas u otras acepciones. En el acto de hoy han estado la mayoría de jugadores de aquel ascenso, algunos de ellos a través de vídeo, y el técnico José Miguel Serrato.

Ha habido un recuerdo especial para las personas clave de ese momento que ya no viven, como el jugador Chechu o el presidente Tito Martínez Tierno.

Los héroes de aquel ascenso han recibido la segunda equipación del actual Río Duero, que es amarilla y roja emulando los colores con los que se logró esa gesta.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter

Junto al homenaje, se ha celebrado una mesa redonda en la que han recordado anécdotas y episodios de un voleibol y de una forma de vivir las competiciones muy diferentes a las actuales, si bien la esencia de los deportes de equipo que representan a una ciudad siempre permanece.

Este jueves da comienzo en Soria una nueva edición de la Copa del Rey de voleibol, la tercera que se celebra en la ciudad, la segunda organizada por el Río Duero, y el homenaje de esta tarde se ha encuadrado dentro de esta competición copera.