Foto: Real Valladolid

El Real Valladolid ha regresado del parón con fuerza para afrontar las últimas jornadas de LaLiga Santander. Con un apretado calendario, Sergio González ha ido rotando en cada partido para intentar “hacer el cóctel perfecto”. “Lo importante es cómo han rendido futbolistas que no habían tenido muchos minutos. Me quedo con las respuestas de los jugadores. Hemos hecho dos equipos muy competitivos y compensados, buscando encarar bien el partido y teniendo la posibilidad de ganarlo”, explicó este martes en rueda de prensa telemática.

Al técnico blanquivioleta le gusta ir paso a paso para encontrar la salvación, por lo que aseguró que ahora solo piensan “en mañana y en intentar ser mejor que el Levante”. “Tenemos que seguir nuestro camino, llegar a esos 40 ó 41 que te van a salvar. Si hacemos nuestro trabajo, va a ser lo más importante para conseguir la salvación que tanto queremos”, expresó.

Sobre su rival de este miércoles (22.00 horas), comentó que es “un equipo que viene de hacer las cosas muy bien”. “Muy atrevido, con un míster que congenia muy bien con la entidad, futbolistas con buen pie que manejan bien el tempo del partido… Un equipo con mucho gol. Te propone jugar y ser mejor que tú. Intentemos ser equilibrados, sólidos en defensa y meter una de esas cuatro o cinco ocasiones que solemos tener”, analizó.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter

El Pucela vuelve a jugar en el último turno del día, pero el cuerpo técnico confeccionó los entrenamientos por las mañanas. Afrontan la situación “con naturalidad” y afirmó que “sería complicado entrenar a la misma hora”: “En los partidos de la tarde-noche el cuerpo siempre está dispuesto. Entrenamos pronto porque está haciendo muchísimo calor en Valladolid. Buscamos que luego los jugadores tengan descanso”.

Tras el 1-1 en el Sánchez Pizjuán, el Real Valladolid es el equipo con más empates (14) de LaLiga Santander. El entrenador blanquivioleta comentó que ese dato le hace ver que “el equipo compite en todos los partidos y que en todos tiene opciones de ganarlos”. “Nuestro planteamiento semanal es ir a por el rival. Luego durante el mismo las situaciones son unas u otras. Lo que no has ganado en 80 minutos no lo pierdas en 10. No buscamos empatar, pero antes de perder preferimos ese empate”, explicó.

También reconoció que el Real Valladolid tiene que estar “muy concentrado” para evitar cometer más penaltis: “El primero fue un exceso de fuerza, el segundo una llegada tardía y el tercero riguroso. Tenemos que ser contundentes, no generar ni la duda y confiar en que el árbitro esté acertado. Defensivamente, a nivel de bloque, el equipo está muy equilibrado. Tenemos que mantener esa fortaleza para mejorar esos detalles e intentar llegar a la excelencia”.

El técnico recupera para este encuentro a Sergi Guardiola y Joaquín, pero no tendrá a su disposición a Matheus, Caro, Pedro Porro y Sandro. “Todo lo que sea una pérdida de un futbolista te trastoca todos los planes. Hemos tenido más días para prepararnos. Para este partido estamos todos espléndidos”, aseguró.

Para concluir, respecto a la situación de los jugadores a préstamos, comentó lo siguiente: “Todos los cedidos están a nuestra disposición, a excepción del tema de Sandro, que está pendiente de solucionarse”.