Río Duero recibe este sábado (19:30h.) al Valencia, con la idea de volver a la senda de la victoria tras la derrota de la pasada semana en Teruel.

Alberto Toribio, entrenador de los celestes, a pesar de las recientes derrotas de su equipo, en competición europea y la del pasado fin de semana en liga Teruel por 3-2, las estadísticas muestran cuatro derrotas en seis partidos en este 2024. Sin embargo, el técnico es consciente de la necesidad de mantener la perspectiva y reconocer que han enfrentado a equipos de gran calibre, como Arkas, Guaguas o Teruel. Más allá de los números, entiende la importancia de comprender el contexto y las dificultades de cada encuentro.

En el enfrentamiento contra Teruel, Toribio señala que el mal inicio y la falta de control en el final del primer set afectaron el desempeño de su equipo. A pesar de las dificultades en una de las canchas más desafiantes de la Superliga, el Soria mostró carácter en el tercer set. Aunque tuvieron la oportunidad de llevarse el partido en el quinto set, no lograron capitalizarla, mientras que su oponente sí lo hizo.

Mirando hacia el próximo desafío, reconoce la dificultad que enfrentarán ante Valencia. Destaca las fortalezas del equipo rival, como su potente saque y jugadores destacados en el ataque, así como los cambios en su juego bajo la dirección del nuevo entrenador. Toribio subraya la histórica dificultad de enfrentarse a Valencia, tanto en su cancha como en la propia. Los sorianos han perdido la segunda plaza, tras la última derrota, ahora son terceros.