avenida en grecia
Entrenamiento en Atenas. Foto: www.perfumeriasavenidabaloncesto.com

Tras la dura derrota liguera en tierras catalanas, y sin tiempo para lamentaciones, hoy martes, Perfumerías Avenida jugará por sumar la cuarta de la temporada europea y concluir una notable primera vuelta de la competición.

Porque sería de notable, o casi sobresaliente, cerrar esa primera parte de la competición continental con balance positivo, habida cuenta que han visitado Würzburg, seguramente, los tres cocos del grupo, y que las charras han conseguido ganar dos partidos lejos de Castilla y León. El tercero, el ansiado tercero, será hoy ante las griegas, en una guinda fantástica antes del parón navideño en Euroliga, no así en la Liga Día.

Lo numérico es importante, lo moral casi tanto o más, pues recomponerse de la derrota de ayer sólo puede lograrse con un triunfo y una sensación retomada de equipo, así se logró, sin ir más lejos, vencer en Francia o casi dar la sorpresa hace sólo siete días.

Lo numérico, importante, lo moral también…

Nos queda lo físico que, sin duda, es uno de los aspectos más castigados en estos instantes. Sin ningún descanso, para muchas, desde mediados de agosto (y lo peor es que seguirá sin haberlo), muchas jugadoras están en un momento lógico de fatiga física y mental que se ha juntado con uno de los instantes más complejos por rivales y calendarios de la temporada. Así ha venido este año y hay que volver a sobreponerse de ello. Por fortuna, nuestra pareja de “torres gemelas” que llegó muy justa al duelo ante Girona se recupera (una de su proceso vírico, la otra de sus molestias en el muslo) y serán, como el resto de compañeras, básicas para vencer mañana, pues precisamente en la fuerza y la profundidad del grupo está una de las claves.

El partido

Porque si hay opciones de ganar en Grecia pasan por ser un equipo más que nunca durante cuarenta minutos. Lo son también las helenas que, aún sin triunfos en la tabla, no hay que olvidar que han estado muy, muy cerca de dar la campanada ante los potentes Kursk o Fenerbahce, por lo que el nivel, sin duda, es muy parejo (como todo en este grupo). Un quinteto de muchísima potencia y versatilidad, además de físico, encabezado por un bloque griego con Sotiriou, Pavlopalou o Stamolamprou a las que secundan, y lideran en anotación la pareja de americanas Johnson y Thomas, junto a la balcánica Mazic. Para Olympiacos, una verdadera final para buscar avanzar, bien en Euroliga o Eurocup, a una nueva ronda europea.

Lino López 

Tras el palo del domingo en Girona, el “luto” tiene que durar poco en el grupo, aunque, como reconoce Lino López, “nosotros sí pensamos y analizamos para intentar buscar soluciones, pero tener este partido ya supone cambiar el chip y pensar sólo en Olympiacos”. No es el descanso, inexistente, ideal para un partido de este tipo, “no tenemos esa capacidad para descansar, pero sí tenemos que tener la capacidad de hacer borrón porque no hay más tiempo para lamentarse”. El choque es de vital importancia para situarse francamente bien de cara a la segunda fase, “conseguir tres victorias a domicilio, competir contra Kursk o Sopron supondría una primera fase espléndida pero hay que redondearla con la victoria”, reconoce Lino.

No será fácil, “a equipos como Dynamo les ha costado mucho sacar el triunfo aquí”, explica el gallego, por lo que “tendremos que hacer muchas cosas bien, entre ellas centrarnos en el partido”. Y es que Olympiacos es “un equipo que, sin tener grandes nombres o jugadoras determinantes, sí tienen jugadoras versátiles y móviles, lo que genera mucha dificultad a interiores grandes. Defensivamente son muy duros, con permanente contacto que te impide lanzar liberada”, sentencia el entrenador azulón.

Una nueva batalla europea, este martes el Olympiacos – Avenida, en directo aquí desde las 17h.