El técnico salmantino José María Hernández Sánchez, conocido futbolísticamente como ‘María Hernández’ no continuará al frente del primer equipo del Real Ávila la próxima temporada, tras haberse incorporado con la última campaña en marcha en sustitución de José Manuel Jimeno.

Así lo ha anunciado el club encarnado, que le agradece “los servicios prestados durante estos meses juntos y le desea suerte en su futuro”.

María Hernández llegó al conjunto abulense de Tercera División a principios de febrero del año actual, procedente del Zamora donde realizaba funciones de scouting. Con experiencia en equipos como la desaparecida Unión Deportiva Salamanca y el Guijuelo, Reemplazaba en el banquillo al madrileño José Manuel Jimeno, que tras haber finalizado el año 2020 en segunda posición ganando a domicilio a la Cebrereña, con el nuevo año no llegó a conocer la victoria, con un empate y tres derrotas consecutivas, bajando hasta la cuarta plaza.

El objetivo del club era ascender a la nueva Segunda RFEF. “Mostró gran ilusión y dedicación para los retos marcados. Sin embargo, los resultados no fueron los deseados”, señala el Real Ávila en su nota de prensa del ya ex entrenador, quien clasificó al equipo para jugar en la segunda fase por las eliminatorias del play off de ascenso, donde terminaría tercero y a las que llegó de rebote al no poder jugar el Numancia B por ser filial de un equipo que había descendido de categoría a Segunda. En partido único de la primera eliminatoria caería en León ante el Júpiter por 3-1, decepcionando a una afición que tenía puesta muchas ilusiones en ascender.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter

En las próximas semanas, el Real Ávila dará a conocer al nuevo técnico que se encargará del proyecto del club de cara a la temporada 2021/2022, para el que una de las varias opciones que se barajan es el tándem formado por el delantero Borja Rubiato y el segundo entrenador Jorge Solano.