lidia valentin

Lydia lo ha vuelto a conseguir. La campeona española  levantó 113 kilos para ganar el título mundial en arrancada. Después también se proclamó campeona en el total con 249 kilos, superando a la bielorrusa Darya Naumava (245) y la ecuatoriana Tamara Salazar (242).

Y, a punto estuvo de lograr el triplete, pero un error en el primer intento en dos tiempos, solo le permitió levantar 136 kilos, viéndose superada en esa modalidad por Naumava y Salazar, ambas con 137 kilos, quedando tercera.

Sin duda un gran papel el de la leonesa, un ejemplo para los deportistas y la sociedad. Además este triunfo ha sido conseguido con una importante sobrecarga en el deltoides, lo que impedía a la deportista de Castilla y León competir al cien por cien.