Foto: @EsgrimaCid

Gaspar Latham con diez años y Astrid Olaya de dieciocho han comenzado su pretemporada en el panorama internacional participando en los campamentos de verano cuya oferta europea satisface a todas las inquietudes.

El chileno Latham desde su llegada a Burgos ha ganado los critériums nacionales en tres ocasiones en las que ha participado, dos al sable y una a la espada. Ahora se ha definido más por el sable y su “madre coraje” le ha llevado a entrenar a Italia y de ahí a la concentración de Budapest donde se juntaron diez países. Muy pronto le veremos de nuevo por Burgos ya que el seguirá participando en las competiciones nacionales representando a la esgrima Cid Campeador.

La peruana Astrid Olaya sigue apostando por su completa formación tanto en los estudios como en la esgrima en la ciudad de Burgos bajo la tutela del club burgalés. Al igual que varios tiradores de la comunidad, ha elegido el campamento de Bulgaria donde habrá numerosos tiradores de alto nivel internacional y donde el volumen de asaltos que se realizará hará positiva la experiencia en la que se verá inmersa. Olaya partirá desde Madrid el próximo lunes donde estará una semana en plena dedicación a la esgrima, está claro que se tienen que cargar las pilas de entrenamientos y experiencias que suban su nivel la próxima temporada.

EN BURGOS A BUEN RITMO DE PREPARACIÓN
Para todos los que no están de vacaciones y no van de campamentos, existe ante sí una oferta excepcional de preparación donde se está dando una importancia vital al físico y a la técnica con entrenamientos muy pormenorizados e individuales, el club abre sus puertas con horarios ampliados y adaptados para todo el que quiere más del verano lo pueda tener, además reciben semanalmente a los niños de los campamentos urbanos que se están realizando por la ciudad con lo que la promoción sigue muy activa.

El maestro Codón delegará en sus monitores el cuidado del club cuando a principios de agosto parta para realizar los talleres veraniegos en El Mojón, San Pedro del Pinatar en Murcia, donde se organizará por décimo primera año consecutivo el Torneo homónimo y posteriormente un periodo de medio desconexión compartida con sus padres allí residentes.

Parar ralentizar lo menos posible su preparación de cara a los mundiales debe continuar la actividad y en septiembre comienza el calendario nacional con muchos proyectos en marcha.