La delegada territorial de la Junta en Zamora, Leticia García Sánchez, se desplazó hasta la localidad de Villardeciervos para mantener una reunión con los alcaldes afectados por los incendios de este verano para analizar el estado de las ayudas que tiene puesta en marcha la Junta de Castilla y León, entre ellas, la impulsada para ganaderos y agricultores ubicados en las zonas quemadas, las relativas a medio ambiente con prioridad a la saca de madera o las ayudas económicas para aliviar la situación socioeconómica de pequeñas y medianas empresas afincadas en los términos municipales afectados por los grandes fuegos.

Estuvo acompañada por los jefes de los Servicios Territoriales de Medio Ambiente, Movilidad y Transformación Digital, Sanidad, Instituto de Competitividad Empresarial y Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural. También han acudido los diputados provinciales de Medio Ambiente y Obras Municipales, Javier Faúndez; de Política Social, Familia e Igualdad, Ramiro Silva, Desarrollo Económico, Emilio Fernández; así como cerca de una veintena de alcaldes y las dos juntas vecinales (Litos y Villanueva de Valrojo) que, a su vez, han estado acompañados por representantes municipales y vecinos de las zonas afectadas por los incendios forestales zamoranos.

La delegada territorial manifestó en este primer encuentro que “la Junta de Castilla y León trabaja de forma constante con el compromiso y el esfuerzo de dar una respuesta multidisciplinar que aporte soluciones a todos los sectores que se han visto afectados en estas localidades zamoranas, sobre todo, una vez concluidas todas las actuaciones de emergencia”. Asimismo, Leticia García destacó que “era una prioridad tener esta reunión para escuchar de primera mano a los alcaldes el sentir de sus vecinos con el fin de solucionar la problemática de todos afectados”.

Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural

La Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural puso en marcha una línea de ayuda con un importe de 683.276 euros dirigida a 430 ganaderos y agricultores beneficiarios, de los cuales 390 de ellos, cerca del 90%, ya han aceptado la subvención (esta medida no requiere de ninguna tramitación salvo la aceptación de los interesados) para los daños de los fuegos acecidos en la época estival.

Cabe recordar que tras el inicio de los fuegos, la Junta de Castilla y León ha repartido 3.500 toneladas de alimento de emergencia (tacos y paja) para el ganado de las 172 explotaciones ganaderas de ovino, caprino, vacuno o équidos afectadas por los incendios; así como se ha suministrado 33.000 litros de alimento energético y 2.660 kg de alimento proteico para las 3.400 colmenas que permanecen vivas.

En este sentido, García Sánchez agradeció la cooperación a las decenas de particulares y empresas que han colaborado durante este tiempo en la distribución y adquisición de alimento para la ganadería, apicultura y para la fauna salvaje. No obstante, indicó que la mayor parte de aporte ha corrido a cargo de la administración regional. “El suministro de alimento de emergencia ha finalizado. Con el levantamiento de la suspensión de pastos damos un paso más hacia la recuperación económica de los ganaderos y agricultores”, ha puntualizado la delegada territorial.

Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio

El Servicio Territorial de Medio Ambiente ha dictaminado el pasado día 17 de diciembre el levantamiento de la suspensión de aprovechamiento de pastos en 34 municipios afectados por los incendios en la provincia de Zamora. Esta medida se suma al levantamiento de la suspensión de la caza mayor en zonas afectadas por los fuegos ya aprobado por la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio a finales de noviembre con el objeto de facilitar la regeneración de los pastos naturales y aprovechar los efectos de la actividad cinegética en la gestión de las especies que se pueden cazar.

Otras actuaciones ya en tramitación son las subastas de la saca de madera quemada, cuyos dos primeros procedimientos de adjudicación han incluido 26 lotes, que suponen 800.000 metros cúbicos de madera, por un valor aproximado de cerca de 12 millones de euros (sin IVA).

Para agilizar la extracción de la madera quemada, la delegada territorial ha anunciado ya reuniones con propietarios de parcelas privadas para fomentar y promocionar el asociacionismo que permitan el acceso a lotes más rentables y atractivos; acción que puede ser útil para poder optar a futuras ayudas forestales que requerirán una superficie mínima de actuación. En ellas acudirá la Asociación Forestal de Zamora y Fafcyle.

En referencia a las intervenciones más urgentes y necesarias para garantizar los abastecimientos de agua potable, la Junta de Castilla y León, a través de la Sociedad Pública de Infraestructuras y Medio Ambiente (SOMACYL) ha realizado los 14 acondicionamientos de captaciones (finalizadas 11), 11 sondeos (todos finalizados) y la instalación de 3 ETAP (una instalada). Todas estas actuaciones han precisado de una inversión que asciende a 792.233 euros.

Por su parte, la Dirección General de Vivienda ha tramitado en primera instancia cinco órdenes de emergencia para hacer frente a los daños en viviendas, menaje y edificaciones complementarias en 5 localidades (Otero de Bodas, Junquera de Tera, Villardeciervos, Villar de Farfón y Ferreras de Abajo) por importe de 107.540 euros. Y, después, otras 3 (Olmillos de Castro, Santibañez de Tera y Losacio) para obras de desescombro y consolidación por valor de 55.000 euros.

Consejería de Sanidad

Con la aparición de las lluvias lo que más preocupa tanto a la Junta como a alcaldes y vecinos de las zonas afectadas es la calidad del agua. Para ello el Servicio Territorial de Sanidad ha incrementado la periodicidad de los controles para garantizar el correcto abastecimiento domiciliario; así como se ha recomendado a los gestores municipales de los suministros que incrementen la frecuencia de los análisis que ellos mismos hacen como medida de autocontrol.

En los análisis se ha incluido la detección de algunos compuestos que no se tienen en cuenta ordinariamente, pero que hay que tener en cuenta después de estos grandes incendios, como son: hidrocarburos aromáticos policíclicos (benceno, tolueno o naftaleno) y sales (cloruros, fluoruros, y metales como sodio, cobre, aluminio y otros metales).

La responsable de la Junta en Zamora señaló que “hasta la fecha todos los análisis realizados indican que las aguas son aptas para el consumo”, si bien, si se detectase la presencia de algún parámetro alterado y se considera que el agua no es apta para consumo se comunica inmediatamente al Ayuntamiento correspondiente para que mediante bando se prohíba el consumo de agua para uso de boca y suministre a la población agua potable mediante cisternas o agua embotellada.

Consejería de Economía y Hacienda

Por último, la Consejería de Economía y Hacienda, a través del Instituto para la Competitividad Empresarial (ICE) ha aprobado 79 solicitudes, que ya han sido abonadas a los titulares, pertenecientes a la línea de ayudas a fondo perdido por importe de 5.000  euros. A su vez, la Junta ha recibido ocho solicitudes para la creación de nuevas empresas en las zonas afectadas por los incendios que están siendo valoradas por los técnicos cuyo importe subvencionable puede alcanzar hasta un 100%. También hay otra línea subvencionable para inversiones productivas de empresas ya en funcionamiento que podrán alcanzar hasta el 40%.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter