En la foto vemos a los finalistas, de pie Gorka, Aureo, Iván, Maxi e Isidro Villalain. Agachados Gonzalo, Alberto, Fernando y Domingo. Falta Isidro Serna que no pudo asistir la última jornada.

El club de bolos del Plantío celebró un año más el trofeo de San Lesmes, nuevamente marcado por las inclemencias meteorológicas que impidió su normal desarrollo. Hubo de aplazarse por la nieve en la primera fecha dispuesta, y la segunda hubo de aplazarse de nuevo una vez comenzado por la lluvia.

El juego

Se jugó la primera ronda en la que cada jugador tiró dos bolas a cada juego, si bien al final apareció la lluvia y los últimos lanzamientos no fueron en las mejores condiciones. Los cinco jugadores que obtuvieron el pase a la segunda ronda se pusieron de acuerdo para finalizar el campeonato.

La final

La final la comenzó el principal favorito, el campeón provincial Gorka González, que comenzó dejando muestra de ello al ser el mejor a la mano con 60 bolos. Fue igualado por Isidro Serna y con 10 bolos menos quedaron Isidro Villalain y Fernando Mata. Al castro fue Máximo Mata el más destacado con 51 bolos, seguido de cerca por Aureo Iturbe e Isidro Villalain con 50. A la diabla se volvió a destacar Gorka con 80 bolos, siendo este juego el que marcaría el devenir de la competición, ya que el pase a la siguiente ronda fue para los que mejor lo hicieron a este juego. Y al castro diabla, más de lo mismo con Gorka destacado con 30 bolos, aumentando un poco más su ventaja. A pasabolo, con la lluvia presente, Alberto Miñón sumó 122 bolos que no le resultaron suficientes para pasar a la segunda ronda, pase que consiguieron Gorka con 281 bolos, Isidro Villalain con 254, Iván Martínez con 248, Aureo con 225 y Maxi con 221. los bolos se sumarían a los de la segunda ronda.

El desenlace

En la final entre los cinco mejores jugadores y en la tercera fecha propuesta, se comenzó flojo a la mano que dejaba las cosas sin apenas movimientos en la tabla. Sí los hubo al castro mano con Iván sumando 60 bolos que le colocaban en buena posición. A la diabla todos los jugadores dieron al menos un «40», excepto Isidro Villalain que dio sus dos bolas para sumar 80 bolos que dejaba el título entre tres jugadores. Al castro diabla 40 bolos más para Gorka reafirmando la primera posición, pero a pasabolo cometió un error que le costaría caro sumó 62 bolos que daban opción a Iván e Isidro. El primero lo aprovechó y gracias a los 120 bolos sumados le arrebató la primera posición. Las dos últimas bolas fueron Isidro que no tuvo la suerte necesaria sumando 63 bolos que le dejaron en tercera posición. Disputada final que no se decidió hasta la última bola.

Clasificación:

1º: Iván Martínez de Villamiel de la Sierra con 522 bolos

2º: Gorka González de Urrez con 495

3º: Isidro Villalain de Modúbar de San Cibrián con 490

4º: Máximo Mata de Villamudria con 446

5º: Aureo Iturbe de Cueva de Juarros con 421

6º: Alberto Miñón de Zumel con 217

7º: Isidro Serna de Montorio con 189

8º: Fernando Mata de Villayerno Morquillas con 167

9º: Domingo Revilla de Castrillo del Val con 158

10º: Gonzalo Vidal González de Villafría con 99