Real Valladolid y Burgos CF empataron (0-0) en un bronco partido por momentos, los visitantes, a pesar de tener el control y las ocasiones, no encontró el gol. Ambos conjuntos acabaron con diez por las expulsiones de Pablo Valcarce y Roque Mesa justo antes del descanso.

Al poco de iniciarse el choque, un importante sector del Fondo Sur comenzó entonar cánticos de ‘Puta Pucela’ , si que es verdad que buena parte, de lña pobre entrada, se lo recriminó de inmediato. Tras la tángana antes del descanso, arreciaron esos ofensivos gritos.

Los blanquivioleta salieron de nuevo llevando el timón, aunque sin tantas ocasiones claras como en Salamanca. Pese a ello, Escudero en su estreno como titular fue el primero en probar fortuna con dos disparos, de los cuales obligó a Caro a despejar a córner en el segundo. Mientras, el Burgos CF trató de sacudirse esa presión inicial con alguna tímida llegada, pero no consiguió robar el protagonismo a su rival.

Tocando y tocando, los de Pacheta buscaron huecos en una defensa cerrada de los locales. Una dura tarea que provocó que las siguientes oportunidades se produjeran tras robos o con balones en largo; como una gran acción de Toni Villa, que asistió a Weissman en el área pequeña y no pudo sacar el disparo. También la tuvo en una falta directa de Kike Pérez que se marchó rozando el larguero.

Tras la pausa de hidratación a la media hora, las fuerzas se igualaron. Parecía que no iba a haber nada reseñable, pero justo antes del descanso un enfrentamiento entre Pablo Valcarce y Roque Mesa acabó con tarjeta roja para cada unoPacheta cambió sus cartas y su esquema tras el paso por vestuarios y dos de los recién entrados, como Anuar y Sekou, tardaron poco en poner a prueba al meta local Dani Barrio, que sustituyó al exblanquivioleta Caro.

Con el control blanquivioleta, el Real Valladolid siguió buscando la meta rival, pero un Burgos bien plantado no se lo permitió. Arroyo protagonizó una buena jugada individual cuyo pase no encontró rematador; mientras que el cabezazo de Anuar, tras un saque de esquina, lo repelió Dani Barrio.

Insistieron los pucelanos en la recta final, aunque el desenlace fue el mismo en los cabezazos de Hugo Vallejo y Joaquín en dos saques de esquina: fuera. Garri, otro de los canteranos, generó peligro en sus subidas por la banda izquierda, pero tampoco encontró compañero para regalarle un gol que nunca llegó para derribar la muralla burgalesa.

Así las cosas, Burgos CF y Real Valladolid firmaron un 0-0 en un partido bastante trabado.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter