Nadador_Huerta_deporte_adaptado

El joven nadador Luis Huerta (Valladolid, 2001) cerró este sábado su participación en el Campeonato de Europa de Natación Paralímpica. El deportista estrenó su condición de internacional absoluto con un botín de tres diplomas paralímpicos, al lograr meterse en tres finales de las cuatro pruebas en las que participaba.

“Ha sido mi primer Europeo, y el debut me ha dejado muy satisfecho. Ahora quiero estar el próximo año en el Mundial de Malasia”, asegura el nadador internacional.
Huerta Poza, deportista con discapacidad física clase SB5, logró su mejor resultado en los 200 libres, prueba que nadó el pasado lunes, y en la que finalizó sexto, con una marca personal de 3:01:23. El nadador de la Federación de Deporte Adaptado de Castilla y León (Fedeacyl) consiguió “una gran marca en un gran campeonato”, en palabras de Javier Alonso, técnico vallisoletano que le acompañó en el Europeo, y que destaca “la capacidad” de Luis para rebajar con holgura todos sus tiempos.

Al sexto puesto del deportista castellano y leonés, en una prueba en la que curiosamente la delegación española conseguía su primera medalla, con el bronce del catalán Toni Ponce, le seguía el séptimo logrado en los 100 braza, también con marca personal (2:05:13), con casi un segundo de mejora con respecto al cronómetro logrado en la preliminar que le dio acceso a la final europea.

La tercera final con presencia vallisoletana fue el 100 libres este sábado. En ella, el deportista del Club Deportivo Fusion conseguía el pase a esta con mucho sufrimiento en una prueba con mucho nivel y dominada por los nadadores italianos. Con el octavo mejor tiempo, Huerta Poza alcanzó su plusmarca en la final, con un tiempo de 1:25:89 y el octavo lugar, la rúbrica a “una experiencia para crecer”.

A los diplomas paralímpicos en los 100 braza, 100 y 200 libres, Luis sumó su participación en los 50 libres en los que no pudo meterse en la final, en otra prueba con un gran nivel competitivo.