Foto: Palencia Baloncesto

Una cantera es un tesoro y, como tal, hay que cuidarla. Y eso hace el Chocolates Trapa Palencia que este año, tras anunciar que uno de sus entrenadores pasaba a formar parte del cuerpo técnico de Carles Marco, hoy anunciaba la incorporación de dos de sus canteranos a algunos de los entrenamientos de esta semana.

Y no son dos canteranos cualquiera. Mario Castro y Sergio Adán, son dos grandes promesas del baloncesto palentino.

Mario Castro, a pesar de ser cadete de primer año, es toda una promesa de este deporte. Un clásico de las concentraciones de la Selección de Castilla y León, ha participado ya en dos campeonatos de España.

Además, el joven canterano de los Maristas, la pasada campaña fue uno de los artífices de la clasificación del equipo cadete para la Final Four, a pesar de ser infantil

Sergio Adán, por su parte, es jugador de la cantera desde las categorías de iniciación. El base del junior del CD Maristas, procede de la inagotable cantera del Colegio Santo Domingo de Guzmán y fue una pieza clave en la consecución de la clasificación para la Final Four de la pasada temporada en la lucha por el título de la comunidad.