@PalenciaBasket

El Chocolates Trapa Palencia cayó en su cancha, 81 a 87 ante un gran Retabet Bilbao que se impuso por poco en un auténtico partidazo con sabor a play-off.

El conjunto que dirige Carles Marco dominó el luminoso durante bastantes minutos en el primer cuarto, pero los bilbaínos consiguieron dar la vuelta a la tortilla y terminaron el primer cuarto ganando, aunque por la mínima (21-22).

El partido estuvo igualadísimo. Ambos equipos dieron lo mejor de sí mismos y la ventaja iba cambiando de uno a otro equipo sin que estuviera claro quien iba a poder alzarse con la victoria.

Un gran Steve Vasturia llevó a su equipo en volandas al descanso, donde a pesar de que el equipo se fue perdiendo, la sensación en la cancha era de que los morados podían remontar el encuentro.

Los más de 4000 aficionados que colmaban las gradas del Pabellón Municipal disfrutaron de lo lindo con un partido de gran intensidad que se decidió por pequeños detalles pero que podía haber caído del lado de cualquiera de los dos equipos.

El Chocolates Trapa Palencia debe vencer el domingo si quiere continuar teniendo opciones de llegar a la Final Four, mientras que los vascos tratarán de cerrar la clasificación por la vía rápida.