Tuvo que esperar el Bece a 2021 para lograr su primera victoria de la temporada. lEl triunfo de los morados llegó en el minuto 84, por mediación de Merino. La jugada del tanto, «un gol de pillos» deja al filial blanquinegro en la zona baja de la clasificación, y los becerrileños cogen moral.

Fue un partido de poder a poder el disputado en el Mariano Haro, con alternativas para ambos conjuntos, que se alternaron en el dominio y en las ocasiones. Pero desequilibró el partido una falta sacada con astucia por Melero, que no pidió barrera, sacó un centro al segundo palo que permitía a Merino poner de cabeza el 1-0 cuando apenas quedaban seis minutos y un largo descuento. El filial charro tuvo el empate, pero se encontraba con el palo de la meta local.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter