Sigue Bembibre trabajando para configurar su duodécimo proyecto en la Liga Femenina con la llegada de la jugadora norteamericana con pasaporte cotonú de Dominica Dominique Toussaint. Se trata de una exterior de 175 centímetros de estatura que puede desempeñar los roles de escolta y de alero por su capacidad atlética. Formada en la Universidad de Virginia, tiene tres años de experiencia overseas después de su paso por la Liga de Alemania (DBBL) con el Eisvogel USC Freiburg y las dos últimas temporadas en la Liga Femenina Challenge con el Joventut de Badalona, donde se convirtió en una de las jugadoras más importantes de la segunda categoría de nuestro baloncesto.

Nacida hace casi 25 años en Staten Island, cerca de New York, se incorpora al conjunto del Bierzo Alto con un importante bagaje tras de sí y avalada por unos buenos números en el aspecto anotador. No en vano, en su etapa en Badalona firmó una media superior a los 12 puntos en los 60 partidos que disputó durante las dos últimas campañas. Añadió casi 4 rebotes y cerca de 2 asistencias de promedio y disputó la primera eliminatoria –cayó ante Paterna– de la lucha por el ascenso la última temporada. En su primera experiencia europea, en Alemania, coincidió con Moses Fernández, que fue entrenadora del Aros León, y firmó una media de 11 puntos y más de 3 rebotes en los 20 encuentros que disputó.

También destacó durante su trayectoria en la Liga Universitaria de Estados Unidos (NCAA) con las Cavaliers de Virginia, donde recibió varios premios, entre ellos, el de ser incluida entre las mejores rookies de la Atlantic Coast Conference (ACC) en su primer año. Allí compitió durante cuatro campañas, entre 2016 y 2020, en las que disputó 123 encuentros con un promedio superior a los 10 tantos, más de 3 rebotes y más 3 asistencias. Antes de su llegada a la institución radicada en la ciudad de Charlottesville, en el estado de Virginia, estuvo en varias preselecciones de Estados Unidos, concretamente, con los combinados de las categorías U16, U17 y U18.

Un deseo: Mejorar “lo que se logró la temporada pasada”

Ahora afronta una nueva experiencia y asegura que está “muy emocionada. Es un nuevo desafío, una nueva etapa”, precisa la exterior americana, que espera “aprovechar al máximo esta oportunidad”. No se plantea, eso sí, expectativas para este año porque, admite, “aún no he conocido a mis entrenadores y compañeras”. Aclara, eso sí, que su primer contacto con el club “ha sido bueno. No sé mucho sobre la ciudad, pero sí sé del potencial de este club”, explica la estadounidense, que asegura haber visto los partidos de la pasada campaña y se siente “feliz por ver a la afición y al equipo compitiendo como lo hizo. Espero que mejoremos lo que se logró la temporada pasada”, remacha.

Ésa es también la intención de su nuevo entrenador, Popi González, que coincide también respecto a la jugadora en que “la primera toma de contacto ha sido positiva. Está muy ilusionada y tiene muchas ganas de afrontar su primera experiencia en la Liga Femenina”, argumenta el preparador de Pozoblanco, que tiene claro que la nueva jugadora de la escuadra del Bierzo Alto tiene unos objetivos claros para una temporada, la duodécima de la entidad en la máxima categoría, que, según el cordobés, Toussaint “espera que sea positiva para ella y para el equipo. Ojalá podamos conseguir el objetivo de la permanencia lo antes posible”, remacha.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter

“Es una jugadora exterior con capacidad atlética y buen físico”

Con ese deseo, se muestra González “contento porque podemos ir avanzando en la configuración de la plantilla en el juego interior y exterior”. Sobre Toussaint, considera que “ha hecho dos temporadas muy buenas en el Joventut y necesitaba una oportunidad en Liga Femenina. Es una jugadora exterior con capacidad atlética y buen físico”, analiza el adiestrador pozoalbense, que considera que sus aptitudes le permiten “ser vertical hacia el aro, tener capacidad para generarse sus propias opciones de tiro y generar juego ofensivo desde el pick’n’roll. Su nivel físico es necesario para poder rendir y competir durante toda la temporada”, apostilla.

Ella, por su parte, es consciente del salto de categoría y espera un juego “más físico, con un ritmo mucho más rápido. Que las jugadoras sean más eficientes en el plano ofensivo”, puntualiza la exterior con pasaporte de Dominica, que tratará de “dar un paso adelante” a la hora de afrontar los desafíos que le plantee la competición. En este sentido, explica que durante su trayectoria ha asumido “diferentes roles dependiendo de las necesidades y objetivos del colectivo” y se define como “una escolta rápida y competitiva, cuyo enfoque principal es hacer lo mejor para el equipo. Con esta mentalidad, mi físico y mi habilidad ayudaré al equipo a tener una temporada exitosa”, concluye.