José Manuel Díaz acabó entre los 20 mejores en la pasada edición de la Volta a Cataluña. Foto: Luis Ángel Gómez / Sprint Cycling

Los corredores en pista (“pistards”) del Burgos BH finalizaron su participación en la Copa de las Naciones de Hong Kong de manera brillante, obteniendo dos nuevas medallas en la disciplina de madison. Aaron Gate, quien previamente había asegurado el oro en el ómnium, volvió a triunfar en la competencia por parejas junto a su compatriota Campbell Stewart de la selección de Nueva Zelanda. Por otro lado, Sebastián Mora se hizo con la medalla de plata junto a su compañero de equipo de la selección española, Albert Torres. Estos resultados son de gran importancia en el proceso clasificatorio para los Juegos Olímpicos que se celebrarán en París este verano.

Los neozelandeses demostraron una actuación sólida, logrando puntuar en 17 de los 20 sprints y asegurando la victoria en cuatro de ellos. Gate se posicionó rápidamente en las primeras posiciones, destacando en una carrera donde las vueltas ganadas fueron escasas, a excepción de un grupo numeroso que benefició a ambos ciclistas del Burgos en la mitad de la carrera. Por su parte, la pareja española acumuló un valioso número de puntos al inicio de la prueba, manteniendo su ventaja y sumando en los últimos sprints para superar a Japón, Portugal y Alemania en la lucha por la medalla de plata.

Sebastián Mora comentó, “la carrera fue muy rápida de principio a fin. Suiza realizó un ataque fuerte al inicio, luego todo se centró en los sprints. Tratamos de controlar a Nueva Zelanda, pero nos fue sacando cada vez más diferencia. En las últimas 20 vueltas, ellos se veían como ganadores y aflojaron el ritmo. Tuvimos que arrancar desde atrás para asegurar puntos en el último sprint y consolidar nuestro segundo puesto. Nuestra técnica fue buena y se notó la experiencia adquirida en competiciones anteriores con el Burgos BH. Solo basta con ver a Aaron, con sus dos primeros puestos. Fue una excelente decisión participar en el Tour de Taiwán con el equipo y luego venir a la Copa de las Naciones”.

El equipo morado, desde este lunes, afronta una de las citas más destacadas del año, la Volta a Cataluña, enfrentándose por quinta vez a los equipos más fuertes del pelotón internacional. El equipo dirigido por Julio Andrés Izquierdo, espera dejarse ver en las escapadas y buscará sus opciones en el terreno montañoso, que llegará pronto con los finales en Vallter y Port Ainé.

La carrera arranca con tres etapas de montaña que determinarán rápidamente los candidatos a pelear por la clasificación general. Este martes la Volta partirá de Mataró y se dirigirá a los Pirineos, donde los ciclistas ascenderán hasta la estación de esquí de Vallter, primer gran final en alto. Un día después se disputará otra etapa de alta montaña con inicio en San Juan de las Abadesas y llegada a otro puerto de categoría especial como Port Ainé. En el trayecto, se afrontarán los pasos por el Port de Toses y el Port de Cantó.

Después de tres jornadas para escaladores, los velocistas tendrán su mejor oportunidad el jueves en la llegada a Lérida, ya que el Port d’Ager será la única dificultad montañosa a mitad de etapa. Los cazadores de etapas estarán atentos un día después en la jornada entre Altafulla y Viladecans, con el Alt de la Creu d’Aragall como punto clave en la última hora de carrera. El sábado se vivirá una de las jornadas más esperadas en la comarca del Bergadá. Hasta cinco puertos de montaña pondrán a prueba a los corredores camino del final en Queralt. Como es habitual, la prueba terminará en Barcelona, con el tradicional circuito en el Castillo de Montjuïc, al que se darán seis vueltas.

El Burgos BH llega a esta Volta a Cataluña con un equipo de muchos quilates, con tres integrantes que ya fueron de la partida en la edición de 2023. José Manuel Díaz será uno de los hombres a seguir en la alta montaña, después de haber acabado 18º en la general el año pasado. También se espera que destaquen en las ascensiones Victor Langellotti y Eric Fagúndez, quienes repiten participación, al igual que Ander Okamika. Además, se unen a la escuadra Jambaljamts Sainbayar, recién llegado de Taiwán, donde se ha mostrado bastante activo, junto a dos jóvenes escaladores que están demostrando un buen nivel, como son Mario Aparicio y Sinuhé Fernández.

El director deportivo Damien Garcia afirmó: “La Volta a Cataluña es una de las citas más importantes del año para el equipo. Una carrera del WorldTour con rivales de mucho nivel y un recorrido que este año será especialmente duro. Hay tres etapas con más de 4000 metros de desnivel acumulado y tres finales en alto. Iremos con una mezcla de ciclistas experimentados y tres jóvenes que debutarán en una vuelta del WorldTour. Vamos con mucha ilusión y ambición e intentaremos ser protagonistas y aprovechar cada oportunidad que se presente. Estamos preparados, hemos trabajado duro en varias concentraciones y esperamos tener una buena semana”.