El proyecto de la Ciudad Deportiva del Real Valladolid avanza después de que se publicasen los pliegos en el Boletín Oficial de la Provincia. Sobre esto, y otros temas de actualidad en torno a la entidad blanquivioleta, ha respondido el consejero de presidencia David Espinar este martes, en sala de prensa, en la que ha profundizado sobre la nueva Fundación, el futuro del entorno del Estadio José Zorrilla, la relación con las instituciones y la evolución del proyecto del fútbol femenino, entre otros asuntos de actualidad.

“Trabajamos constantemente en la nueva Ciudad Deportiva, ayer se publicó, tenemos acceso al pliego y esperamos ser los destinatarios de la concesión y empezar las obras en verano. Tendremos que hacer un concurso con las empresas constructoras para ver cuál se adapta mejor” arrancó el directivo, que planteó la idea sobre cómo avanzará desgranando que “comenzaremos modificando la salida del túnel para facilitar los accesos, luego el mini estadio, los campos, y el entorno por parte del Ayuntamiento“. Una obra que combina los esfuerzos privados y públicos en un proceso paralelo ya que “en el proyecto está incluido hacer más habitable y cómodo el entorno” que va a suponer “una oportunidad de poder cambiar los hábitos de asistencia al Estadio” fomentando las líneas de autobús, la bicicleta o el venir caminando”; aunque está previsto, según ha trasladado el Ayuntamiento ya que se trata de instalación pública, que se cuente con “incluso más plazas de aparcamiento de coche de las de ahora” en un marco en el que “el mundo del fútbol tiende a alejar a los coches de los estadios”.

Cuestionado sobre mejoras en el propio Estadio José Zorrilla, Espinar cifró “en torno” a 40 millones de euros los trabajos presupuestados a lo largo de varias fases. “Disponemos de la concesión de 50 años, y el proyecto de mejora no es solo el cerramiento sino también la fachada, era el foso, es la cubierta que impida que los asistentes se mojen, las reformas de gimnasio, vestuarios y zona vip que ya se han hecho… y todo corre de los gastos del Club, como cualquier club de nuestro tamaño tenemos que pelear mucho para conseguir financiación, y tenemos varias actuaciones presupuestadas pero el coste de los materiales ha variado”, asumió, además de reconocer que “sabemos que el Estadio genera quejas e incomodidades” por lo que no cree que “ninguna marca quiera asociarse con la instalación”, algo que sí ve factible para la Ciudad Deportiva por lo que “estamos abiertos a escuchar a patrocinadores o iniciativas que propongan nombres”.

Sobre la situación de acceso al templo blanquivioleta los días de partido, subrayó que “tenemos tornos para 30.000 espectadores, no depende del Club sino de LaLiga y no tenemos más posibilidades, el flujo de acceso al Estadio se concentra mucho antes del partido y se producen colas”.

La relación con las instituciones
Ante la inminente campaña electoral de cara a las elecciones municipales, fue interrogado Espinar sobre las propuestas de los candidatos, a lo que respondió que “no nos sentimos herramienta electoral, no intervenimos en el proceso y el hecho de que se hable del Real Valladolid nos tiene que hacer ver la importancia de la institución para la ciudad, mejorar al Club es mejorar la ciudad y el territorio y estaremos expectantes de los proyectos que se ponen en la mesa.

En cuanto a la Junta de Castilla y León, indicó que “hemos tenido varias reuniones, a través de algunas consejerías nos ha presentado algunas propuestas de patrocinio y es una primera fase, el fútbol profesional no se mueve en los valores que nos han propuesto pero estamos los cuatro clubes buscando alternativas para iniciar esta colaboración”.

La nueva Fundación, relación directa con la ciudad
Uno de los puntos fuertes de la comparecencia ha sido lo relativo la nueva Fundación Real Valladolid anunciaba ayer. David Espinar ahondó en el fin de esta, encaminada a “acciones que tengan relación directa con la ciudad o la provincia” debido a que “entendemos que hay problemas en todo el mundo pero también cerca, y desde nuestra capacidad intentaremos resolverlos”. Puso como ejemplo “proyectos de integración, de igualdad, de desarrollo en torno al deporte, de lucha contra la drogodependencia” y manifestó que “ahora la Fundación está saneada y nos permite afrontar humildemente los proyectos que nos puedan llegar u organizar por nuestra cuenta”.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter

También, en la línea de acciones en clave blanquivioleta, fue preguntado por el proyecto femenino de la entidad, y la posibilidad de adquirir una plaza en una categoría superior a la Gonalpi, a lo que indicó que “deseamos que el Real Valladolid Simancas ascienda pero no de manera artificial, en su día nos ofrecieron adquirir el CD Tacón pero lo desestimamos porque no queremos invadir el fútbol femenino sino formar un camino de competitividad y un proyecto social”. Y, acerca de la Residencia de Jóvenes Jugadores, compartió que “ahora seguimos unos criterios de selección más exigentes que antes, y no está llena”.

Los periodistas preguntaron al directivo por las palabras de Borja Fernández y respondió Espinar aduciendo que “el 31 de mayo de 2019 tomamos la decisión de abrir expediente deseando que se resolviese a favor de Borja, el 4 de junio dijimos que queríamos defender la honorabilidad de los jugadores y el 5 de junio se abrió expediente a Borja y a otro jugador, quedando sobreseído el día 28, la Justicia le liberó de su condición de investigado un año más tarde que el Club”. Por todo ello, y al tiempo que puso en valor la figura de Borja, desgranó su posterior incorporación a la entidad: “Antepusimos la salud del Club por encima de todos nosotros y cuando alguien está investigado el departamento de Compliance no te permite contratarlo, pero en ningún momento vulneramos su presunción de inocencia. No se le dejó abandonado, en más de un año las necesidades del equipo y el Club fueron distintas y aquel puesto que se habló con él no iba a ocuparse ni se ha ocupado todavía, luego se le contrata como entrenador para el División de Honor, e hizo una labor destacable”.

Por último, sobre el proceso abierto para expedientar a los abonados denunciados por LaLiga, apuntó que disponen de 30 días para presentar alegaciones y que como medida cautelar ya se ha comenzado con la suspensión, pero no implica “discutir la presunción de inocencia”. “Son en torno a una decena de abonados, un proceso que viene marcado por una denuncia penal y ante el Comité de Competición que realiza LaLiga. Esto tiene que ver con la protección del fútbol y como clubes tenemos esa responsabilidad, estamos ante uno de los momentos más delicados de la industria del fútbol y tenemos que minimizar esa idea generalizada de que el sistema es una basura, opinión que en algunos puntos yo comparto” concluyó.