Foto: @deportesavila

El alpinista abulense Carlos Soria ya se encuentra en el campo base del Dhaulagiri (8.167 m.), la montaña del Himalaya que se le resiste y que intentará hollar en su duodécima tentativa. De conseguirlo, tan solo le restaría subir al Shisha Pangma (8.023 m.) para completar los catorce ocho miles de la Tierra.

Desde allí, el veterano montañero de 82 años ha dicho que el campo base esta “mejor organizado que en primavera”, con “menos gente. Son 30 alpinistas los que se encuentran, “divididos en tres comedores, con tres cocinas distintas”. Todos están vacunados y con una PCR hecha, lo que no obvia que Soria tome las debidas precauciones.

Espera “un poco de suerte en la montaña”, “una vez más a los pies de esta bella montaña donde hemos pasado tan buenos momentos”, comenta, añadiendo en las redes sociales que comienza “a soñar con pisar esa deseada cima y, sobre todo, disfruta de este maravilloso rincón del planeta”.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter