El alpinista abulense Carlos Soria, de 82 años, se encuentra ya en el campo base del Dhaulagiri tras llevar varias jornadas de aclimatación realizando un trekking de 14 días por el valle del Khumbu, acompañado de sus habituales compañeros Luis Miguel López y Sito Carcavilla.

A partir de ahora su objetivo es conquistar la cima de uno de los dos ochomiles que le restan para completar los catorce -el otro es el Shishapangma-, que se le resiste después de haber realizado una decena de tentativas.

“No ha sido fácil, hemos pasado situaciones complicadas”, comenta el montañero, tras dormir a 4.700 metros. En el campo base estarán unos días “acondicionándonos a esta altura” para ir después al campo 2. Allí “estaremos preparados para en la primera oportunidad ir a la cumbre”, siendo optimista al pensar que este año se conseguirá. “Las cosas están muy bien y nosotros también”, señala.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter