El programa Rehabitare tiene como objetivo incrementar el parque público de alquiler social de la Comunidad y fijar población en el medio rural, a través de la recuperación de inmuebles en desuso que sean de titularidad municipal.

Su finalidad prioritaria es atender las necesidades habitacionales de los colectivos de especial protección relacionados en el artículo 5 de la Ley 9/2010, de 30 de agosto, del derecho a la vivienda en Castilla y León, particularmente de los jóvenes. Es una forma de mejorar el patrimonio inmobiliario de los pueblos y generar actividad económica en el medio rural.

En suma, este programa de rehabilitación de viviendas sirve para recuperar edificios que puedan ser destinados al alquiler social de manera que se consigue optimizar los recursos municipales, restaurar inmuebles valiosos patrimonialmente, revitalizar los espacios tradicionales del entramado urbano municipal y, sobre todo, fijar población en el medio rural con la puesta a disposición de las viviendas rehabilitadas, en régimen de alquiler social, en favor de los citados colectivos de especial protección, con preferencia a los jóvenes de menos de 36 años.

Además, también se configura como un instrumento de reactivación económica y de creación de empleo en el medio rural, gracias a la implicación de las empresas locales en las obras de rehabilitación que se acometan a su amparo.

La mecánica de la actuación administrativa que se desarrolla en la ejecución de este programa es sencilla: tras la cesión de la vivienda o inmueble en desuso por parte del ayuntamiento a la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, la Dirección General de Vivienda, Arquitectura, Ordenación del Territorio y Urbanismo contrata las obras de rehabilitación necesarias para, una vez finalizadas, proceder a su devolución al municipio, que lo ofrecerá en régimen de alquiler social a familias u otros colectivos de especial protección de los previstos en la Ley 9/2010.

Programa Rehabitare en Valladolid

La previsión de la Junta es acometer un total de 68 actuaciones en el marco de este programa de vivienda con una inversión de 4,7 millones de euros en el periodo 2016-2026.

En el conjunto de Castilla y León, hasta la fecha se han rehabilitado 450 viviendas, con una inversión de 21,3 millones de euros, y se prevé rehabilitar hasta el final de la legislatura un total de 290 viviendas con una inversión de 23,2 millones de euros.

La directora general de Vivienda, Arquitectura, Ordenación del Territorio y Urbanismo ha visitado la vivienda que forma parte del programa en Medina de Rioseco, en Valladolid, en la que se han invertido 85.207 euros

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter