@CBBembibrePDM

El Embutidos Pajariel cayó 56 a 53 en la Fonteta ante el Valencia Basket en un gran partido de las leonesas.

El Embutidos Pajariel, tras un difícil comienzo, está mostrando su mejor cara tras el parón de Selecciones. Si la pasada semana vencía a todo un Cadi La Seu, esta semana casi logra la hazaña en casa del Valencia Basket.

Aunque con las bajas de Maddie Manning y Juca Vojinovic, quien se unirá a las finas del Sant Adrià, y la lesión de Brooke Salas, quien jugó a medio gas, las leonesas mostraron un gran juego y tuvieron opciones de llevarse el partido hasta el final.

Comenzó dominando el encuentro el Valencia Basket que mandaba en los primeros compases 6-0. Reaccionó rápido el conjunto visitante que con una canasta de Casas y otra Salas al final del acto, lograban colocarse a tan sólo un punto; 12-11.

Jugó sus mejores minuto el conjunto berciano en el segundo cuarto. Las pupilas de Pepe Vázquez estaban siendo un vendaval ofensivo y las taronjas no fueron capaces de irse por delante en el marcador al descanso (23-29).

Tras el parón el partido se volvió loco. Al parcial 7-0 que lograron las locales respondió el conjunto castellano leonés con un nuevo parcial 1-7 que les devolvía la ventaja. Se igualó la contienda y el partido se fue al cuarto definitivo 46-43.

Fue capaz de mantenerse en la lucha por el partido el Bembibre también en los últimos diez minutos. A pesar de los intentos del Valencia por abrir una brecha que las diera tranquilidad en los minutos finales, el equipo leonés no iba a tirar la toalla. Quirante tuvo el triple para empatar el partido sobre la bocina, pero fue un lanzamiento muy forzado que terminó por no entrar y dejar la victoria en tierras valencianas.