La Consejería de Sanidad de la Junta de Castilla y León, a través de la Gerencia de Salud, ha puesto en marcha el nuevo contrato de transporte sanitario con el que se renueva la flota de ambulancias de la provincia con 113 nuevas adquisiciones.

El transporte sanitario urgente cuenta con 39 vehículos que se distribuyen en dos partes; ocho Unidades de Soporte Vital Avanzado (USVA) que a su vez se reparten en uno para León, uno para Ponferrada, uno para La Bañeza, tres de reserva y dos para transporte interhospitalario para León y Ponferrada respectivamente; y 31 Unidades de Soporte Vital Básico (USVB) repartidos por toda la provincia.

Por otra parte, el transporte sanitario no urgente se compone de 74 vehículos, de los cuales 10 son para el traslado individual, 48 para traslado colectivo y 16 para el traslado de pacientes con movilidad reducida.

Este compromiso del Ejecutivo autonómico con Sacyl se ha dividido en dos fases, una primera donde se implementan dos nuevas USVB, se incrementa a 24 horas la operatividad de las USVB que no lo estaban, se mejora la prestación de transporte interhospitalario (UVI-INTH) y se incrementa el número de ambulancias de reserva de tres a diez; y una segunda en la que queda prevista la modificación del contrato para incorporar más ambulancias según las necesidades que se detecten.

El desglose de la ‘fase uno’ del acuerdo indica que las dos USVB que se implementan son para la atención preferente de las Zonas Básicas de Salud de Santa María del Páramo y de Villablino, que estarán operativas 24 horas al día todo el año; y que las USVB de Ribera de Órbigo, La Magdalena, Mansilla de las Mulas y Puente Domingo Flórez aumentan su actividad de 14 a 24 horas, al igual que la USVB de San Andrés del Rabanedo, que pasa de 12 a 24 horas.

También detalla que se mejora la prestación del transporte interhospitalario mediante la transformación UVI-INTH que estaba con el personal localizado en Ponferrada, que pasarán a estar de presencia física durante las 24 horas mientras que se mantiene la UVI-INTH con personal localizado que está en León. Por último, el incremento de las ambulancias de reserva facilitará que, ante las actuaciones preventivas programadas y correctivas por avería de vehículo, se realice un intercambio más ágil de los mismos, disminuyendo los tiempos de inoperatividad de las Unidades Asistencias.

El delegado territorial de la Junta, Eduardo Diego, ha destacado el compromiso de la Junta en materia sanitaria con la provincia. “El Gobierno autonómico es consciente de la importancia de los medios sanitarios en León debido a nuestra zona geográfica y por esta razón ha dotado al territorio de 113 ambulancias nuevas que mejorarán la atención a los pacientes desde el primer contacto”, ha subrayado Diego.

Recuerda seguir la actualidad deportiva en nuestros perfiles de Facebook y Twitter